Inicio Otros Boletines Boletín 26 Alimentación y cáncer
 
  Boletín Oncológico del área sanitaria de Teruel

sábado, 24 de junio de 2017
Menú principal
Inicio
Boletín 26
Boletín 25
Boletín 24
Boletín 23
Boletín 22
Boletín 21
Boletín 20
Otros Boletines
Descargas
Europa contra el cáncer
Manifiesto por la vida
Comité Editorial
Últimas noticias
Contactar
Buscar
Enlaces
Cáncer en Teruel
Tamaño del Texto
Colaboran
HONcode
Nosotros subscribimos Los Principios del código HONcode de la Fundación Salud en la Red
Nosotros subscribimos los Principios del código HONcode. Compruébelo aquí
Sello pWMC
Web acreditada del Proyecto Web Médicas de Calidad (PWMC)
Noticias breves
El Boletín Oncológico es una publicación periódica que se edita en el Hospital General de Teruel en colaboración con la Asociación Española Contra el Cáncer.  Está especialmente dirigida al personal sanitario y su objetivo es la formación en temas oncológicos e informar sobre la situación del cáncer en el Sector de Teruel (ISSN 1579-6094, título abreviado: Bol oncol).
 
Alimentación y cáncer PDF Imprimir E-Mail
Escrito por Mª Luz García Laborda   
miércoles, 04 de marzo de 2009

ALIMENTACION  Y  CÁNCER

Mª Luz  García  Laborda
Profesora de nutrición y dietética de la Escuela de Enfermería de Teruel.

Que tu alimento sea tu medicina y tu medicina tu alimento  ( Hipócrates )

            El binomio alimentación-cáncer se trata desde dos vertientes diferentes. Por un lado, considerando la dieta como factor precursor o de  prevención del cáncer y, por otro, desde el papel de la dieta en el tratamiento del paciente oncológico.

            Dietas ricas en carnes y grasas, algunas vitaminas y micronutrientes han obtenido, después de muchos estudios, calificaciones de promotores o protectores del cáncer respectivamente. A lo largo de estas páginas, intentaremos esquematizar los datos más actuales a este respecto y las normas básicas  de alimentación  que aconsejan los Organismos ocupados y preocupados por la Salud Publica para la prevención de esta enfermedad.

            El otro aspecto, el tratamiento nutricional de los enfermos oncológicos, que relaciona la nutrición y el cáncer, ha dado en los últimos años frutos muy positivos, permitiendo una mayor  calidad de vida a los enfermos sometidos a terapias curativas o paliativas.

            Ya en 1984, el  Instituto Nacional del Cáncer de Estados Unidos  estableció que un 35% de los tumores tenían su  origen o estaban relacionados con factores alimentarios.

            Más recientemente, el primer  informe global sobre dieta y cáncer, publicado en septiembre de 1997 por el Fondo Internacional para la investigación del Cáncer, junto con el Instituto Americano para  la Investigación del Cáncer, no deja lugar a dudas sobre la intima relación  existente entre cáncer  y dieta.

            El informe estima que un cambio en la dieta puede reducir la incidencia global de cáncer entre un 30 y un 40 por ciento, lo que equivale a entre tres y cuatro millones de casos anuales en todo el mundo.

            La mayor parte del informe consiste en una evaluación de los vínculos entre una amplia gama de alimentos y bebidas, nutrientes, métodos de transformación y conversación alimentaría, tamaño corporal y nivel de actividad física.

            Para los factores estudiados que aumentan o disminuyen el riesgo de un cáncer dado, la intensidad  de la asociación se clasifico como “CONVICENTE “,  “PROBABLE “, o “POSIBLE “. En general, los alimentos vegetales reducen el riesgo de cáncer. Por ejemplo, las verduras reducen el riesgo de cáncer de boca y faringe, esófago, pulmón, estomago, colón y recto (convincente), laringe, páncreas, mama y vejiga (probable), hígado, ovario, endometrio, cuello del útero, próstata, tiroides y riñón  (posible). De manera similar, las frutas reducen el riesgo de cáncer  de boca y faringe, esófago, pulmón y estomago (convincente), laringe, páncreas, mama y vejiga ( probable ), ovario, endometrio, cuello del útero y tiroides (posible). Por contraste, el alcohol, la carne, las dietas grasas y la obesidad incrementan el riesgo de diversos cánceres.

            De las diferentes recomendaciones que se hacen desde los distintos Organismos implicados en la Salud Publica  a fin de minimizar el riesgo de padecer cáncer por razones alimentarías, hemos sintetizado los siguientes 10 puntos clave para la prevención del cáncer:

1.-Alimentación habitual con elevado consumo de frutas y verduras frescas, de hoja verde. Tomar cada día 2-3 piezas de fruta y al menos una buena ensalada.

2.-Aumentar el consumo de alimentos ricos en fibra, consumiendo habitualmente cereales integrales y legumbres.

3.-Limitar el consumo de carnes y alimentos de origen animal, especialmente  los de alto contenido graso.

4.-Aporte calórico moderado. No  hacer dietas cargadas de alimentos energéticos. Evitar la obesidad y el sobrepeso realizando de forma habitual ejercicio físico (ajustándolo al ingreso energético)

5.-Limitar el consumo de alcohol.

6.-Evitar el consumo de alimentos ahumados, en salazón, braseados y en general cocinados directamente al fuego o humo.

7.-No tomar alimentos demasiado calientes ni demasiado fríos.

8.-. Mantener un hábito de comidas regular en cantidad y en horario a lo largo del día y de la vida.

9.- Tomar líquidos  suficientes a lo largo de todo el día, preferiblemente entre horas.

10.-Limitar el uso de la sal como condimento.

            En los pacientes con  cáncer el objetivo es mantener el buen estado nutricional en aquellos casos en los que aun no se ha producido deterioro del mismo o bien conseguir mejorar el estado nutricional en los que el deterioro es manifiesto. En esta situación no se entiende como buen estado nutricional aquel que se define con buenas cifras de colesterol total, glucosa, ácido úrico, etc., en sangre, sino que se trata de que el enfermo no caiga en una malnutrición proteico-energética, que limite de  alguna forma las posibilidades de éxito  clínico contra  la enfermedad. En estos casos se trata de evitar el desgaste de masa muscular y la perdida de reserva grasa. No importa que el enfermo mantenga una cierta obesidad, es preferible esto a una desnutrición. Hay  que saber que si se produce alguna alteración, será  corregida después de los tratamientos.

            Como objetivos generales se puede enumerar:

-          Frenar el catabolismo proteico

-          Restaurar el compartimiento  graso

-          Corregir deficiencias en vitaminas y minerales

Gracias a esto  se conseguirá:

-          Mejorar la tolerancia a la terapia antitumoral.

-          Aumentar las posibilidades de éxito con los tratamientos.

-          Mejorar la calidad de vida del paciente.

            En muchos casos el cáncer se ha convertido en una  enfermedad crónica y consecuentemente la vida de los enfermos se ha alargado mucho, aunque no deja, a esta enfermedad, exenta de problemas. Las terapias más efectivas contra la enfermedad suponen importantes trastornos tanto físicos como  psíquicos. Mediante una adecuada alimentación se puede  paliar algunas de las consecuencias de esta compleja situación.

            La alimentación en estos pacientes se plantea en unos casos como apoyo a la terapia antineoplásica (tratamientos curativos) y en otros  como ayuda  en los tratamientos paliativos. En ambos casos, el objetivo es el mantenimiento de un buen estado nutricional  que permita un mejor estado general y una mayor calidad de vida.

            Las terapias del cáncer y sus efectos colaterales pueden contribuir al deterioro progresivo de la nutrición.

            Citamos a continuación unas recomendaciones para la falta de apetito:

1.- Comidas pequeñas, frecuentes.

2.- Comer alimentos (incluyendo meriendas) que sean altos en calorías y proteínas.

3.-Evitar alimentos bajos en calorías y proteínas.

4.-Evitar líquidos con las comidas (a menos que se usen para mejorar la boca seca o la disfagia) para disminuir el problema de saciedad temprana.

5.-Hacer que las comidas coincidan con los momentos cuando se siente mejor durante el día; usar suplementos de nutrición cuando haya menos apetito o deseos de  comer  ( Generalmente, los pacientes tienden a sentirse mejor y tienen mejor apetito temprano  con una disminución progresiva al avanzar el día ).

6.-Probar varios suplementos de nutrición  que están comercializados o diferentes recetas de bebidas ricas en proteínas y calorías.

7.-Estimular el apetito con ejercicio ligero (por ejemplo caminar), tomar un vaso de vino o cerveza si no esta contraindicado.

8.-Agregar calorías y proteínas extras a los alimentos (por ej., mantequilla, leche en polvo descremada, miel y azúcar moreno).

9.- Tomar medicamentos con líquidos altos en calorías a menos que los medicamentos tengan que tomarse con el estomago vació.

10.- Crear un ambiente agradable y variado; la presentación  de la comida deberá ser atractiva (p. ej., tratar nuevas recetas, comer con amigos, preparar la comida con variación de color y de textura).

11.- Probar  con recetas, sabores, especias, tipos y consistencias de comida. Esto es importante, ya que los gustos pueden cambiar de día a día.

            Recomendaciones para ayudar a los cambios de sabor:

1.-Usar utensilios plásticos si el  paciente  experimenta sabor metálico al comer.

2.-Sustituir aves, pescado, huevos y queso por carnes rojas.

3.- Marinar  carnes en salsas dulces.

4.- Servir carnes frías en vez de calientes.

5.- Usar cantidades adicionales de condimentos, especias y saborizantes pero trate de no usar condimentos que son muy dulces o amargos.

6.- Enjuagarse la boca antes de comer.                                                   

7.-Usar bebidas con sabor  a limón para estimular la saliva y el gusto, pero trate de no usar limón artificial  y use dulce muy poco.

8.- Si el paciente tiene   aversión a la carne, sustituir por  alimentos de alto valor en proteínas (quesos, leche, helados etc.)
BIBLIOGRAFIA

-          Alimentación y Salud .- UNED Nutrición y Dietética (http://www.uned.es/pea-nutricion-y-dietetica-I/guia/cancer/index.htm)

-          Nutrición.- University of Bonn Medical Center, Instituto Nacional del Cáncer (http://prevention.cancer.gov/)

 
< Anterior   Siguiente >
 
Go to top of page  Inicio | Boletines | Enlaces | Contactar | Comité Editorial | Aviso Legal |